Un lugar para comentar que me hace sentir "leer un buen libro". Un lugar donde recomendar esos libros que tanto me gustaron. Y porque no traerles alguna frase sobre lo que inspiran los libros.

Reseñas, novedades y noticias literarias, relatos, poesía y más...

martes, 25 de abril de 2017

Nuevo relato de Vigüá

Hola a todos:

Mi amigo escritor Vigüá tiene un nuevo relato para compartir con Uds. Los dejo con él para que lo disfruten.

"Agua flotante" por Vigüá

"Entró en un bar, con zapatos rotos. Ante las miradas de los presentes se dirigió a la barra; con voz altanera pidió un vaso de agua con hielo.
El bar, lúgubre, en el que se logran escuchar las penas viejas y profundas en los fondos de los vasos, observa atento y con recelo la figura del desconocido con barba.
-¿Sólo agua? -le pregunta la cantinera, cansada y con su rostro alumbrado por luz incandescente.
-Sí. -contesta en seco el barbudo- Necesito estar lúcido.
El curso que van tomando las cosas es impredecible; es como si, a la distancia, distintas personas corren con el destino de un protagonista que anda errante. Desde dos polos se tejen las mismas historias. Y esas historias se terminan cruzando.
Este es el caso de Camilo, el barbudo altanero con zapatos rotos y una chica 25 años menor que él, Laura.
La luz tenue del bar llega a iluminar ambos rostros con tan poca intensidad, que solo logran verse a través de los ojos. Camilo tiene la mirada hundida en tristeza, se le refleja una lágrima en un ojo.
-¿No preferís un whiskey?-le ofrece Laura viendo la lágrima- ¡La invitación corre por cuenta de la casa!
-No, gracias, Laura. -contesta Camilo- Pero sí quiero hacerte una pregunta, o varias…
-Decime- responde la joven, mientras le alcanza el vaso de agua.
-¿Qué es lo que te importa de todo esto? ¿Qué es lo que realmente querés? -pregunta profundamente serio Camilo y bastante nervioso.
-Uff, ¡qué preguntas! -contesta ella risueña- Quiero que la edad no importe, que nuestros cansancios no nos provoquen más cansancios, que tus zapatos rotos no impliquen que deban romperse los míos, que vivamos la aventura del eterno enamoramiento...
-No sé si puedo darte tanto, Laura -dice Camilo, atónito.
-¿Entonces por qué preguntas sabiendo la cantidad de respuestas que hay? -responde Laura sobresaltada.
-Porque mi cariño no tiene límite, pero mi cabeza y mi cuerpo sí. Y ambas partes reclaman una respuesta sincera."

A mí me gustó mucho. ¿A Uds.?
Saludos a todos.
                                                                                                           Dolly Gerasol